Max Verstappen, posiblemente, el mejor piloto de la Fórmula 1

Max Verstappen, posiblemente, el mejor piloto de la Fórmula 1

Durante muchos años, el reinado de Lewis Hamilton en la Fórmula 1 ha sido indiscutible y no hay duda de que el piloto británico probablemente acabará batiendo el récord del título mundial de Michael Schumacher. Pero ya hay un heredero digno para ocupar su trono.

El dominio casi absoluto de Lewis Hamilton desde 2014 está invariablemente ligado a Mercedes, ya que la marca alemana supo aprovechar mejor que nadie la llegada de la era híbrida para aprovechar un motor inmejorable, que poco a poco ha ido dando protagonismo a favor de otros factores en los que el equipo dirigido por Toto Wolff ha resultado igualmente inalcanzable.

Pero sería un error considerar que el éxito de Lewis Hamilton depende únicamente de la superioridad de su equipo (no solo del coche, insisto). Es cierto que, como suele decir el refrán, “con una buena herramienta se trabaja bien”, pero también es cierto que Lewis Hamilton demostró de lo que era capaz antes de llegar a Mercedes y que ya en su etapa final en McLaren demostró madurez y evolución brillantes que ha confirmado con las flechas plateadas.

Pero no es la intención de este artículo defender la candidatura de Lewis Hamilton a gran campeón de la historia de la Fórmula 1, ya que seguramente este debate debería haber estado cerrado durante mucho tiempo.

El nuevo Max

Lo cierto es que el reinado de Hamilton y Mercedes parece tener al menos un año más asegurado (suponiendo que 2020 sea claramente una cuestión de ambos), ya que el congelamiento de la normativa hasta 2022 lo permitirá y Valtteri Bottas no lo tiene, por Mucho de lo que puede parecer en momentos puntuales, lo necesario para vencer a tu compañero.

Sin embargo, admito que como fan declarado de Lewis Hamilton como piloto, Max Verstappen me ha dado muchas dudas durante mucho tiempo a la hora de decidir qué miembro de la parrilla ostenta el título siempre subjetivo de «mejor piloto del campeonato».

Max Verstappen saltó directamente de la Fórmula 3 a la Fórmula 1 en 2015.

Es cierto que Max Verstappen llegó a la Fórmula 1 con una experiencia insuficiente en monoplazas y menos aún en la categoría reina. En 2015, Red Bull hizo una gran apuesta para evitar perder lo que consideraba el gran talento de su generación. El holandés estaba negociando con la marca austriaca y con Mercedes para entrar en el programa de pilotos jóvenes de ambos, por lo que la oferta de plaza en Toro Rosso para la siguiente temporada decantó la balanza a favor de Helmut Marko.

Atrás quedaron las críticas al austriaco por dar la oportunidad en la F1 a un chico tan joven e inexperto, que además demostró que necesitaba moderar su impulso en la pista y minimizar los errores. Su velocidad natural fue evidente de inmediato, pero en la élite esa es solo una pregunta en la ecuación.

Punto de inflexión en 2018

Con su ascenso a Red Bull, Max Verstappen se colocó aún más en el centro de la polémica, ya que su estilo agresivo y en ocasiones loco llamó aún más la atención en la pelea con los grandes: Daniel Ricciardo, Sebastian Vettel o Lewis Hamilton.

Y llegó 2018, una temporada en la que las cosas empezaron de forma decepcionante para Verstappen, que encadenó errores impropios de su ya relativa experiencia (cuarta temporada en Fórmula 1) con resultados insuficientes para seguirle el paso a Daniel Ricciardo, su compañero de equipo. .

Después del Gran Premio de Mónaco 2018, comenzamos a ver el nuevo Max Verstappen

Después de una llamada de atención pública de Red Bull Racing, en la que le pidió a su joven estrella que cambiara de opinión, el holandés reflexionó y se dio cuenta de que estaba sobrecargando, es decir, que estaba intentando llevar el coche más allá de sus posibilidades. de dejar que la velocidad fluya de forma más natural. A partir de ese momento, después del Gran Premio de Mónaco, comenzamos a ver el nuevo Max Verstappen.

Infalible e igualmente espectacular

La segunda mitad de la temporada de Max Verstappen en 2018 fue simplemente gloriosa. Como todo 2019 y lo que tenemos en 2020. Por supuesto, Max ha cometido algunos errores, pero posiblemente ha sido el piloto que menos errores ha sumado a su cuenta en los últimos dos años y, además, sus brillantes maniobras son incontable.

Su velocidad natural, su determinación cuando se trata de correr cuerpo a cuerpo y su espectacular manejo permanecen intactos, pero ahora van acompañados de inteligencia de carrera, brillante manejo de los neumáticos y consistencia en los resultados. Max Verstappen es posiblemente el piloto más infalible de la parrilla en este momento, el mejor.

Cargando tweet … 1292480756866887681

El líder de Red Bull ha conseguido hacerse con el timón del equipo y está demostrando cómo sacarle el máximo partido a un coche que en los últimos años ha sido más crítico y difícil de pilotar de lo habitual para la marca austriaca. Prueba de ello es la de Pierre Gasly y Alexander Albon, que en ocasiones no han podido seguir el ritmo de una máquina tan impredecible.

Verstappen está celebrando su sexta temporada en la Fórmula 1 este año y solo tiene 22 años. Todos sabemos que en el automovilismo elegir el equipo adecuado es fundamental para tener éxito, pero lo cierto es que el holandés tiene todo lo necesario para recoger el testigo de Lewis Hamilton como nuevo referente en parrilla. Si aún no lo ha hecho.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *